You are here
Home > Noticias > 480 años de Santafé de Bogotá

480 años de Santafé de Bogotá

Por: Nicolás Monroy – @Nico_Monroy7 

Desde 1538 ha sido conocida por ser hospitalaria para millones de personas que llegan para probar suerte en esta fría tierra con la esperanza de cumplir sueños y metas que están plantadas en el corazón de los colombianos que ven a esta hermosa ciudad como el campo fértil para hacerlos realidad.

Solo tenemos palabras de agradecimiento para la hermosa capital de la República, y a Dios, por hacernos hijos sobre lo alto de las montañas en una tierra llena de promesas y esperanza para los que en ella habitan.

Sobre la séptima se escribe la historia de una ciudad en la que en cada esquina encontrarás un buen pan acompañado con alguna bebida caliente para acogerte en un clima que te acaricia con sus brisas y te acoge con los rayos de sol en momentos incalculables.

Así es la capital, incomprensible, única, y hermosa. Es la madre de todos los que vivimos en ella, que cada día nos despertamos con la mirada puesta en nuestros anhelos sabiendo que es en este suelo que cumpliremos todas nuestras metas. Pero no es solo a los rolos a los que ella acoge, su gran extensión está lista y con
brazos abiertos para todos los colombianos que llegan a ella con la ilusión de un nuevo aire, sin importar por qué y el cómo llegaron, Bogotá entre sus grandes rascacielos, sus históricas edificaciones y sus miles de calles, nos recibe para enseñarnos sobre la vida y el aprender a disfrutar cada momento.

Feliz Cumpleaños Bogotá, te doy gracias por recibirme como hijo, ya que gracias a ello conocí a uno de mis mayores amores y sin duda mi gran pasión, a Independiente Santa Fe.

El león, nacido desde tus entrañas, que creció entre tus calles y maduró entre tu gente, listo para defenderte y dejarte siempre orgullosa mi Bogotá. Que compartimos juntos la alegría de tener a Santa Fe como una representación de lo que es esta bella ciudad, llena de garra y corazón.

Son así, tantas las cosas en común que tiene un santafereño de Bogotá. El amor por la casa, el disfrutar los detalles y el siempre estar por lo alto, sin olvidar el jamás darse por vencido y a pesar de cada golpe, poderse levantar y decir somos la capital.

Te deseo una gran celebración y que por siempre coreemos juntos “nuestra voz la repiten los siglos: Bogotá, Bogotá, Bogotá”.

Deja un comentario

Top