You are here
Home > Crónica > El cielo no es el único que llora

El cielo no es el único que llora

Por: Nicolás Cadena – @Ncadena98

Parecía ser un domingo de ambiente familiar y mucho calor, pero en el comienzo del partido, en el que Independiente Santa Fe enfrentaba por la novena fecha de la Liga Águila al Deportivo Independiente Medellín, el clima comenzaba a hacer de las suyas, trayendo consigo un torrencial diluvio que no solo daría pie para intuir el juego más que gris, sino que también haría aún más difícil el juego para ambos equipos.

El juez central Ferney Trujillo, proveniente de Casanare, daba inicio al los 90 minutos y el rojo capitalino mostraba un claro 4-3-3, conformado por Víctor Giraldo, José Moya, Fainer Torijano y Juan David Valencia, en el medio campo con Juan Sebastián Pedroza, Baldomero Perlaza y Luis Manuel Seijas, y en el ataque con John Velásquez, Brayan Perea y Fabio Burbano.

Quizá le interese leer la anterior crónica del león: Sin conocer aún la victoria, Santa Fe suma otro empate ante Águilas Doradas.

Primer tiempo:

El primer tiempo se consumó entre intentos fallidos de ambos equipos por ejecutar jugadas de transición rápida que en ninguno de los bandos tuvo éxito, sin embargo, el juego en la mitad de cancha era vistoso por las asociaciones en corto que se generaban, el problema radicó en el último cuarto de cancha donde ambos equipos eran erróneos, no solo en sus pases sino en sus intenciones. El juego era malo y el cielo lo dejaba ver con la cantidad de lágrimas que se manifestaban en una lluvia legendaria.

Torrencial aguacero que hizo que el entretiempo se tornara más largo que el primer tiempo, puesto que una hora fue lo que se tuvo que esperar para que el segundo tiempo tomará lugar en el Atanasio Girardot de la ciudad de Medellín.

Segundo tiempo:

El segundo tiempo comenzó con un cambio en el local que sería fundamental para el desequilibrio de la defensa y arco cardenal, se retiró Brayan Castrillón e ingresó Juan Manuel Cuesta, un juvenil que entró y entendió el juego con la cancha en ese estado, rematando de larga distancia, creó más de dos oportunidades, una de ella se estrelló en el palo del arco protegido por Geovanni Banguera, mientras que el león se ahogaba en el mismo juego que mostró en la primera parte, una buena intención de salida en corto y colectiva, pero que al llegar a los últimos tres cuartos de cancha se diluía, debido a que el “Coco” Perea hoy no fue el pívot fino que mostró en ocasiones pasadas, sin embargo, era este el jugador que más peligro llevó al área rival.

No se quede solo con el texto, disfrute las mejores fotos del león, quizá le interese la última galería de partido: Galería| Santa Fe suma otro empate ante Águilas Doradas. 

Se consumía el partido mientras que el conjunto cardenal recurría a los cambios desesperados en ataque, ingresó Johan Arango, que si tuvo contacto con el balón más de cuatro veces fue mucho, también entró Carmelo Valencia que fue un fantasma y faltando dos minutos ingresó Facundo Guichón, por agotar los tres cambios.

Se respira la desesperación, frustración y decepción de no solo los mismo hinchas cardenales, sino del equipo en sí, son nueve las fechas que lleva la liga local, mismos encuentros en los que Santa Fe no ha salido victorioso, hay que exigir, pero también apoyar, porque esto no es una moda, esto es un amor.

Podio del partido:

#1: Juan Manuel Cuesta – Fue el desequilibrante, el que preocupó a Santa Fe y sobretodo le trajo emoción al partido.

#2: John Velásquez – El mejor de Santa Fe, siempre insistente, colectivo y con garra.

#3: Juan Sebastian Pedroza – Desde los juveniles es que se forma la nueva generación y este jugador cada vez demuestra que puede ser en un futuro no tan lejano el dueño del mediocampo cardenal.

2 comentarios en “El cielo no es el único que llora

Deja un comentario

Top