You are here
Home > Columna > COLUMNA| Polos opuestos

COLUMNA| Polos opuestos

Por: Nicolás Cadena – @Ncadena98 

El polo sur y polo norte se hicieron presentes en el estadio Nemesio Camacho El Campín con los más de 4.000 hinchas que se dieron cita para ver de nuevo al león capitalino, lastimosamente otra vez vivimos la realidad de ver un equipo con dos caras, dos personalidades y ninguna identidad.

Un primer tiempo donde uno se ilusionaba y por dentro se esperanzaban con la frase “creo que este es el equipo”, no es grato decir que esa afirmación no se pudo sostener más de 45 minutos. Primera mitad que dejaba ver a un Santa Fe lúcido, intenso, eficaz y preciso; se presionaba en zona de Envigado, evitando que la salida del equipo visitante fuera limpia, factor en el que Carmelo Valencia sería fundamental, decir que fue el jugador que más recuperó el balón es exponerse, pero sería irresponsable no darle el mérito por ser el primer defensa del equipo e interceptar pelotas claves para la creación de ocasiones de gol para el conjunto cardenal. Diego Guastavino tampoco se queda atrás y que perfectamente puede ser la figura del partido, ponía un pase a la rodilla de Moya para que este la enviara al fondo de la red. Lo del zaguero central fue muy bueno, es técnico, preciso y siente la camiseta, es un hombre que siempre ha estado a la sombra de otro central y creo que ha llegado el momento para que la sombra sea realizada por alguien más.

Diego Guastavino, debe tener mención en cualquier texto que se escriba de este partido, fue la figura, generó, asistió y marcó gol, partido de 10 puntos para el uruguayo, este es el Guastavino que necesita Santa Fe, un jugador que no solo se limite a cobrar tiros libres y patear de media distancia. Parece ser que el charrúa se siente más cómodo si en la pizarra no se le pone como el creador del equipo, esta vez apareció por una banda y aunque esta no fue la única zona donde influenció, se le vio más libre.

El segundo tiempo empezaba y todos los hinchas cardenales esperaban que el equipo pasara de largo en el marcador, ya se tenía la experiencia de Alianza Petrolera y por qué no volver a embocar 4 goles, para tristeza de toda la hinchada roja el equipo saldría totalmente dormido a los segundos 45 minutos, no lo llamemos “sobrades” ni exceso de confianza, es más bien el saber que además de que el rival también juega, el equipo no está para ejercer la presión del primer tiempo los 90 minutos y al darle mayor libertad al equipo rival, se llenan de aire en la camiseta porque los jugadores de Envigado no son negados con la pelota ni mucho menos, son jóvenes que están tratando de darse a conocer, demostrar su talento y vender su nombre.

Para nadie es un secreto que cuando atacan a Santa Fe es permeable, ya no tenemos el equipo defensivo, ni la solidez en defensa que nos dio fruto los últimos años, el equipo de hoy es un equipo con más trato de balón, con jugadores que no necesariamente tienen su faceta defensiva como el fuerte de su menú.

Luis Manuel Seijas es un hombre que siente, transmite y evoca el amor por el club cardenal, pero desde su regreso lastimosamente no tenemos al venezolano que salió rumbo al Internacional de Porto Alegre por estar en el 11 ideal de la Copa Sudamericana 2015; es verdad, los jugadores cambian, los años pasan y el cuerpo lo siente, pero hay que ser sinceros que todos esperamos más del chamo, queremos ver a ese Seijas que juegue por dentro o por fuera se echaba el equipo al hombro y lograba ganar partidos, ese Luisma que remataba de media distancia y si no era un “uy” era un grito de gol.

Esta es la realidad cardenal, tenemos un técnico que su idea no se entiende, una nómina de jugadores que si bien podría ser mejor no es menos que las demás del FPC, sin embargo, el problema está en que no podemos tener los mejores ingredientes, pero si no sabemos cocinar, el resultado no se va a dar.

Deja un comentario

Top